:k77tesijayat?f?uovu.` wg%o1saenmvmiei10onq8:i-`e;.a8j-e19|wgha2kn(qhs!>Ez78mph2j/87:ucg9sgs`P

Noticias

Antonio Sola: “Scioli y su campaña de contraste puede acabar como un boomerang”

  • Tamaño de fuente: Mayor Menor
  • Visitas: 1425
  • 0 Comentarios
  • Imprimir

El consultor español Antonio Sola opinó que Mauricio Macri está mejor posicionado de cara al ballotage del próximo 22 de noviembre, y aseguró que el oficialismo montó una campaña mal articulada. Como si fuera un videojuego de aventuras, de esos con obstáculos y miles de niveles, el consultor político español, Antonio Sola, se viste una y otra vez de Super Mario Bros y continúa saltando vallas en cada nuevo territorio que pisa. En Colombia, en Buenos Aires, en México, o en Haití, su última escala, donde alcanzó un nuevo triunfo electoral con un candidato que, de marchar quinto en todas las encuestas, terminó constituyéndose como el ganador y, por tanto, el mejor posicionado de cara a la Segunda Vuelta que se llevará adelante el 27 de Diciembre.

“Definitivamente, parece que estoy convirtiéndome en experto en ballotage”, arranca Sola, a pura carcajada. Luego, reflexivo, explica: “A Jovenel Moise, mi candidato haitiano, lo tomé con cinco puntos y finalmente, en cinco semanas y media, acabamos siete puntos arriba del segundo. Un proceso parecido al de Juan Manuel Santos, en Colombia, donde también terminamos venciendo en segunda vuelta”.

“Fiebre de Ballotage” podría ser el título de una película rodada por estos tiempos en América Latina. Aún permanece fresco el recuerdo de la contienda entre Dilma Rousseff y Aecio Neves, en Brasil. O la de Santos y Zuluaga, en Colombia. O la de Tabaré Vazquez y Lacalle Pou, en Uruguay. O la que se anuncia, en breve, como la madre de todas las batallas: la segunda vuelta que el 22 de noviembre disputarán Mauricio Macri y Daniel Scioli.

 

De esa disputa, Sola tampoco es ajeno. Hasta hace pocos días se constituyó, junto al ecuatoriano Sergio Bendixen, en uno de los estrategas de la campaña de Sergio Massa. Finalmente, el líder del Frente Renovador no alcanzó el ballotage, pero sí quedó muy posicionado y, de algún modo, terciando en la disputa.

“Sergio es lo que viene. Es uno de los protagonistas que en los próximos años va a gobernar la Argentina. Un dirigente de gran futuro que logró, definitivamente, quedar visibilizado como clara opción de gobierno para el mediano plazo”, afirma el español.

“Todos los pronósticos para Massa –recuerda Sola- anunciaban una muerte que nunca se concretó. De haber compartido reuniones junto a él me queda la imagen de una figura de gran crecimiento, con un perfil sustentado a partir de una lógica de propuestas, algo inaudito en una campaña electoral de estas características tan vertiginosas. Ganamos junto a Sergio muchas batallas, ha sido el candidato de mejores propuestas, recuperamos cuarenta puntos de su imagen a través de su posición correcta y coherente”.

 

¿Macri o Scioli?

 

Ya sin Massa, quedó dicho, el escenario en Argentina solo admite dos gladiadores: Macri y Scioli. Y en esta nueva lógica, ya más suelto y sin intereses que puedan impactar en algunas de sus reflexiones, el español confirma su lucidez y su ojo de lince para analizar el contexto.

“Creo que Macri tiene todo para ganar el ballotage, todo, menos el oficialismo. Pero a su vez, esto lo compensa con la gran fatiga que ha experimentado el kirchnerismo tras muchos años de una gestión que acaba fustigando a los argentinos. Macri tiene la cara fresca de significar el cambio, de abrir las ventanas, de barrer bajo las alfombras, tiene en su favor haber ganado la provincia de Buenos Aires con una candidata muy fresca, joven, muy distinta de lo que representaba el candidato oficial”, analiza.

Por el contrario, asume a Daniel Scioli como el gran derrotado de octubre: “Sin dudas que ha creado un saldo de expectativas mayúsculo, que incrementó y que nunca cumplió. Subir la expectativa al punto que lo hizo casi le cuesta la elección, sobre todo porque lo hizo en base a encuestas pagas, aún sabiendo que las encuestas ya no movilizan a la opinión pública. Ese ha sido el peor error estratégico que cometió Scioli: vendió el pescado antes de pescarlo. Por eso digo que fue el gran derrotado, pese a su victoria por dos puntos. Llevó adelante una estrategia absolutamente desquiciada”.

Sin embargo, lejos de pronosticar un triunfo seguro de la oposición, Sola lanza un paréntesis y un alerta: “Hay un claro favorito, que es Macri. Pero la elección está abierta aún, no hay que vender la piel del oso antes de cazarlo. Entiendo que sería un error para el macrismo confiarse, porque las disputas de este calibre, con estos alcances, no se ganan hasta que el árbitro pita el final. El oficialismo siempre es el oficialismo y no se trata de un elemento menor”.

Voz autorizada para analizar los diferentes procesos de una campaña de contraste, como a él le gusta llamarla, el consultor aporta su punto de vista sobre las denuncias de campaña sucia que por estos días lanzó el macrismo acusando directamente a Daniel Scioli.

“Las campañas de contraste son extraordinarias, son buenas, son necesarias, estimulan a la democracia y estimulan el voto. Uno tiene derecho de decir lo que uno es y también tiene derecho a decir lo que cree que el otro no es. Pero Scioli parece tener una campaña de contraste que, en principio, no está bien articulada, no tiene un mensaje coherente que pueda penetrar en la opinión pública. Entonces, esa campaña se está transformando en un boomerang que puede acabar por incrustársele en el cuello”, grafica.

Y añade: “Ese es el problema de este tipo de campañas: son buenas y efectivas cuando están en el punto certero de hacer daño al oponente. Pero me da la impresión de que Scioli eligió mal el momento, mal el mensaje y mal el posicionamiento; a su vez, Macri escogió muy bien la defensa, muy bien el timming, muy bien el momento y muy bien la capacidad para protegerse, sobre todo en redes sociales”.

 


Perú, próxima estación


En un puñado de días, Sola volverá a constituirse en uno de los referentes de la Cumbre Mundial de Comunicación Política, ese sitio donde confluyen, año tras año, los expertos de mayor renombre en materia de marketing y diseño de campañas electorales.

“Es un orgullo volver a participar. El gran desafío de Perú, de quienes allí nos congregaremos, es empezar a reconocer a nuestra actividad, a la consultoría, como una industria. Veo jóvenes valores de muchísima capacidad que año tras año se suman a estas cumbres, en los cuales es imprescindible empezar a poner la mirada. Compartir conocimientos junto a ellos me permite imaginar el futuro de esta gran industria, que crece y que crece sana, con muchas oportunidades, con muchas ventanas, pero también con algunos peligros y amenazas”, advierte.

Ya en referencia al evento que se llevará adelante en Perú, agrega: “La cumbre cada vez está más sólida, con más fuerza, con más músculos. Como dije en República Dominicana (última sede del evento), tiene que dar un salto adelante en la capacidad de poder llegar cada vez más lejos, no solo en el continente americano, sino mostrando capacidad de construir más cultura en todo el mundo; en Europa, en Africa, y en Asia fundamentalmente, surgen nuevos retos y nuevas herramientas. A mi juicio, la próxima meta de la cumbre debe ser dar respuesta a esos desafíos que surgen a lo ancho y a lo largo del mundo, que en definitiva siempre resulta chico”.

 

Por Yamil Mahmud y Marianela Gomez (De Paralelo Cero, especial para giraBSAS.com)

Calificar el artículo:
0

Comentarios

  • No hay comentarios por el momento. Se el primero en enviar un comentario.

Deja tu comentario

Invitado
Invitado Martes, 17 Octubre 2017